1
LOS REINOS CRISTIANOS
Florentino Sánchez Martín

Tras la invasión musulmana, los cristianos se refugiaron en el norte de la Península y los Pirineos y se organizaron en pequeños reinos y condados.

La Reconquista es el periodo de tiempo desde el siglo VIII hasta el siglo XV, en el que los cristianos lucharon contra los musulmanes para conquistar su territorio.

En la zona cantábrica, los cristianos aceptaron como jefe a un noble visigodo llamado Pelayo y fundaron el reino de Asturias en el año 722.
En el año 910, trasladaron su capital a León y el reino pasó a llamarse reino de León.

Los condados de la parte oriental del reino de León se independizaron y se creó el Condado de Castilla, que más tarde se convirtió en el reino de Castilla.


En los Pirineos, se crearon el reino de Navarra, los condados catalanes y el reino de Aragón.

Con el paso del tiempo los reinos y condados cristianos fueron uniéndose y conquistando territorios a los musulmanes. Se crearon la Corona de Aragón y la Corona de Castilla.

En el año 1212, los ejércitos cristianos derrotaron a las tropas musulmanas en la batalla de las Navas de Tolosa y después, conquistaron casi toda Andalucía.

La Corona de Aragón se formó en 1.137, cunado los condados catalanes y el reino de Aragón se unieron, tras el matrimonio de la heredera de Aragón, Doña Petronila; y el conde de Barcelona, Ramón Berenguer IV. Su primer rey fue Alfonso I.



El reino de Portugal se separó del reino de León y formó un reino independiente.




En 1.230, durante el reinado de Fernando III, se unieron los reinos de León y de Castilla y formaron la Corona de Castilla.


El reino de Navarra perdió parte de sus territorios a favor de Castilla y a principios del siglo XIII pasó a ser gobernado por reyes franceses.

Durante el reinado de Jaime I el Conquistador, la Corona de Aragón incorporó las islas Baleares y el reino de Valencia y, más tarde, territorios en Italia y en Grecia.


El rey Fernando III incorporó Extremadura y casi toda Andalucía. Un poco más tarde, se comenzó la conquista de las islas Canarias y territorios en el norte de África.


En 1.479 Isabel I, heredera de Castilla, se casó con Fernando II, heredero de Aragón, y unieron las dos coronas. Se llamaron Reyes Católicos.

Los Reyes Católicos se anexionaron el reino de Navarra y conquistaron el reino de Granada en 1.492.
Así se produjo la unificación de España, aunque cada reino siguió con sus leyes y sus instituciones.